Inicio
Portada Actualidad OK
Tasa Turística

Tasa turística: todas las ciudades que la imponen en 2023

La tasa turística es cada vez más popular en España, pero, ¿qué es? ¿En qué ciudades está vigente? ¿En cuáles sube de precio este 2023?.

Es una de las tasas o impuestos encubiertos más polémicos del sector: la tasa turística, el impuesto que se aplica a los turistas que visitan una ciudad o región determinada, pasó a ser desde hace años en una herramienta de financiación para las administraciones locales que buscan generar ingresos adicionales para la promoción y conservación del patrimonio histórico y cultural de la zona. O eso defienden desde la administración.

Para otros, es una forma más de expolio fiscal que desincentiva la llegada de turistas. Muchas ciudades españolas ya tienen implantada esa tasa turística como una forma de recaudar fondos, y aunque sea muy criticada, seguirá vigente, como mínimo, hasta este mes de mayo en las ciudades que ya la tienen implantada.

Barcelona tasa turismo 2023 2.jpg
Según datos facilitados por el Ayuntamiento barcelonés, el total ingresado hasta ahora con este recargo de la tasa turística es de € 33,3 millones y, para 2023, con una tarifa de € 2,75, la recaudación prevista se eleva a cerca de € 53 millones.

Según datos facilitados por el Ayuntamiento barcelonés, el total ingresado hasta ahora con este recargo de la tasa turística es de € 33,3 millones y, para 2023, con una tarifa de € 2,75, la recaudación prevista se eleva a cerca de € 53 millones.

Y es que, como el 28 de ese mes hay elecciones locales y autonómicas, no podemos decir con seguridad que se vayan a mantener, ya que los partidos liberales (PP, Vox y Ciudadanos) que concurren a los comicios, en buena medida, pretenden eliminarla. Hasta entonces, estas son las ciudades en las que actualmente existe una tasa turística local o regional:

- Barcelona, Girona, Tarragona, Lleida, Palma de Mallorca, Ibiza, Menorca y, a partir de 2024, toda la Comunidad Valenciana.

Hay que destacar que cada una de estas ciudades cuenta con una tasa turística que varía en función de la temporada del año, el tipo de alojamiento, la duración de la estancia y el número de personas que viajan.

Por ejemplo, en Barcelona la tasa turística se aplica desde 2012 y se calcula en función del tipo de alojamiento que el turista haya reservado. En hoteles de cinco estrellas, la tasa es de 2,75 euros por noche y persona por parte del Ayuntamiento, a lo que hay que sumarle una tasa de 3,50 euros por parte de la Generalitat (gobierno regional), lo que deja la tasa total por noche en un hotel de lujo en los 6,25 euros.

Por su parte, en alojamientos de cuatro estrellas, la tasa queda en 4,45 euros totales (1,70 por parte del gobierno regional y 2,75 por parte del Ayuntamiento). En hoteles de tres estrellas para abajo, la tasa se sitúa en los 3,75 euros en total, (1 euro para el gobierno autonómico y 2,75 para el consistorio), lo que supone un euro más que en 2022.

Baleares valencia descuentos turismo baja.jpg
La presidenta de las Islas Baleares, Francina Armengol, y el presidente de la Comunidad Valenciana, Ximo Puig.

La presidenta de las Islas Baleares, Francina Armengol, y el presidente de la Comunidad Valenciana, Ximo Puig.

En la Comunidad Valenciana, en cambio, la tasa turística se aplicará a partir de diciembre de 2023 y oscilará entre 0,50 y 2 euros por noche, en función de la categoría del alojamiento y la temporada del año.

Europa apuesta también por la tasa turística

Fuera de España, otras ciudades europeas también cuentan con la tasa turística. Por ejemplo, en París, la tasa turística se aplica desde 2015 y va de entre 0,20 céntimos a 4 euros por noche y persona, en este último caso en hoteles de cuatro y cinco estrellas.

En Roma, la tasa turística se aplica desde 2011 y se sitúa en torno a los 3 euros por noche y persona. En Berlín, la tasa turística se aplica desde 2014 y varía en función del tipo de alojamiento y la temporada del año, aunque ronda también los 3 euros de media.

En otros países europeos, como Austria, Croacia, Hungría, Portugal y Bélgica, también están implementadas tasas turísticas con el objetivo de generar ingresos para la promoción turística y la “conservación del patrimonio cultural y natural”. Y, de paso, llenar las arcas del Estado con la visita de turistas.

Eso sí, los defensores de la medida sostienen que la tasa turística es necesaria para financiar proyectos turísticos sostenibles y reducir la huella ecológica del turismo. Y puede que ambas posiciones estén en lo cierto.

Otras noticias de turismo que te pueden interesar:

Aeropuertos: España recupera los datos de pasajeros de 2019

España recupera el 98% de los pasajeros internacionales

Los recintos feriales españoles aumentan un 51% sus ingresos

Barcelona espera recaudar casi € 53 M con su tasa turística en 2023

Temas relacionados

Dejá tu comentario