Inicio
Portada NegociosOK
Renfe

Renfe se estanca: tiene más pasajeros, pero mismas pérdidas

El presidente de Renfe reveló que el Ebitda de la compañía en 2023 fue semejante al de 2022, pese a tener los mejores datos de pasajeros desde 2006.

A Renfe no le está sentando bien la competencia tras la liberalización del mercado del tren en España. La compañía pública sigue criticando con dureza a sus competidores mientras sus resultados financieros se estancan.

Así lo reveló este martes el propio presidente de la compañía, Raül Blanco, durante el evento Executive Fórum, detallando que el Ebitda de la compañía no ha mejorado prácticamente con respecto a 2022: la compañía volvió a perder 109 millones de euros y su Ebitda (beneficios antes de restar los intereses de la deuda que tiene la empresa) no superó los 300 millones de euros.

Una cifra muy semejante a la registrada en 2022 (297 millones), pese a que por entonces la crisis de Ucrania y los últimos coletazos de la pandemia todavía golpeaban con dureza al sector.

AVE de Renfe en la estacion de Sants, en Barcelona.jpeg
AVE de Renfe en la estación de Sants, en Barcelona.

AVE de Renfe en la estación de Sants, en Barcelona.

Y todo ello, pese a que en 2023 Renfe registró un récord de viajeros: más de 522 millones de pasajeros, la mejor cifra desde el año 2006. Es decir, que la liberalización del mercado, lejos de restar negocio, aumentó el número de usuarios de la red, aunque Renfe sigue sin traducir esas cifras en beneficios.

Para Renfe, sus malos datos son culpa de la competencia de Iryo y Ouigo

Sin embargo, Blanco esquiva la autocrítica y asegura que estos malos resultados son, precisamente, fruto de la competencia: “Cifras de viajeros como las actuales, hace tres años o cuatro, cuando no había este nivel de competencia, darían unos márgenes muy, muy amplios, que ahora se han reducido de manera constante. La competencia cada vez es más dura, más complicada y nos estamos peleando por cada uno de los viajeros que haya en disputa”.

Pero cuando la compañía pública tenía el monopolio del sector, tampoco era una empresa con beneficios como los que menciona Blanco. De hecho, el máximo responsable de Renfe redobla la apuesta a la baja y ya deja caer que no se deben esperar buenos resultados financieros de su empresa en los próximos años porque “la competencia irá a peor” siendo cada vez “más dura”. Sobre todo con la previsible llegada de los operadores privados a Galicia, Asturias y País Vasco.

Y, como viene haciendo el Ministro de Transportes, Óscar Puente, la crítica a Ouigo e Iryo se fundamenta en “el apoyo de países como Italia o Francia”, que permiten a estas empresas “ofrecer servicios aguantando pérdidas”. Algo que ocurre de forma semejante en Renfe, apoyada por Transportes y soportada por las cuentas públicas.

Otras noticias de turismo que te pueden interesar:

Renfe arranca su andadura en Francia

Renfe estrenará Avlo en la ruta Madrid-Galicia en 2024

Renfe logra un 25% más de viajeros en lo que va de 2023

Renfe operará su primer Avlo Madrid-Murcia el 10 de diciembre

Temas relacionados

Dejá tu comentario